Posted by : Pablo Buydid miércoles, 19 de septiembre de 2007

Debo insistir en estas notas acerca de la importancia de la comunicación en los equipos de trabajo. Este aspecto es fundamental, y sin embargo, suelo encontrar deficiencias notables en algunos de los proyectos en los que me ha tocado participar.

En algunos artículos anteriores (no necesariamente publicados en este blog), he comentado sobre aspectos importantes que tienen que ver con la comunicación dentro de la empresa, lo cual es primordial para que la información fluya apropiadamente. Esto permite que todos los integrantes de la empresa (jefes y subordinados) tengan las herramientas necesarias para realizar eficazmente su labor.

En esta oportunidad, sin embargo, quiero detenerme solo unos minutos en una forma de comunicación más horizontal, planteada hacia dentro y fuera de la empresa. En mi trabajo en particular, no puedo realizar correctamente mis tareas si la comunicación queda delegada y perdida. No puedo tomar decisiones que corresponden a mis clientes, ni puedo saber lo que quieren si no se me informa al respecto.

Como dice un manual de cabecera que tenemos en la empresa, muchos clientes piensan que al estar pagando un servicio de diseño, esperan que en el servicio:
- Lo hagamos todo,
- No tenga que ocuparse de darnos lineas de información para el sitio,
- No se le moleste con preguntas que lo intimiden,
- No se le aparte de otro trabajo.
- No tenga que involucrarlo en el uso de herramientas como el e-mail.

Bueno, si se dan estos puntos, determinamos que no es un cliente apropiado para la empresa. El primero que tiene que tener interés en su producto, es el cliente. Nosotros nos vamos a contagiar de la idea, la vamos a llevar tan a lo real como nos sea posible, en base a la información que recibamos. Aun así, a veces hay clientes que siguen teniendo en mente los puntos de arriba, lo que causa un estancamiento en el trabajo.

Para este tipo de personas tengo que repetir algunos puntos importantes:
Si está pensando crear un sitio web, contratando a cualquier proveedor de servicios, tenga en mente los siguientes puntos:
- Organice su tiempo. Es probable que tenga que apartar algunos minutos todas las semanas para aportar y refinar detalles que se incluirán en la página.
- Organice su información. Cree carpetas y secciones con distintos tipos de información. Si usa una computadora, organice carpetas en su directorio de trabajo y mantenga un orden interno. Una biblioteca desordenada no nos permite encontrar fácilmente un libro, lo mismo pasa con los archivos de la empresa.
- Si su tiempo es escaso y el trabajo demasiado, organice y delegue responsabilidades. Asigne el trabajo de comunicar los trabajos a realizar a una persona, pero mantengase en comunicación con esa persona designada, para evitar malentendidos y dobles órdenes.
- Recuerde que la página web de su empresa es una extensión de su empresa. A su empresa física usted la trabaja incesantemente, la supervisa, está pendiente de ella, ¿Por qué no hacer lo mismo con su página?
- Tenga en cuenta, finalmente, que muchos trabajos de diseño consumen algunos días de trabajo. Crear un sitio web no es lo mismo que crear un documento en un procesador de textos. Todo lleva su proceso y este debe respetarse para que el sitio tenga su cuota de calidad.

Si le cuesta asumir estos puntos, o bien crear un sitio web no sea lo apropiado para usted, o si cuenta con uno, este pueda estar destinado al fracaso.

Cultive esta cualidad tan importante. La falta de comunicación no solo le afecta a usted directamente, sino que ata las manos de quienes trabajan con usted.

Sobre mi...

Mi nombre es Pablo Buydid. Soy profesor de informática en secundaria.

Trabajo en los colegios Biarritz de Maldonado, y Galileo Galilei de Piriápolis, además de liceos públicos.

Pueden encontrar más información sobre mi trabajo en mi página personal: www.pablobuydid.com

Popular Post

Blogger templates

Labels

- Copyright © Pablo Buydid:
notas abiertas -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -